Un gusano que se alimenta de plástico puede ser la clave en la lucha contra la contaminación

por Administrador

Este increíble descubrimiento llegó para revolucionar y encantar a los ambientalista que luchan para defender nuestro ecosistema, ya que para limpiará gran una parte de la contaminación plástica del planeta tierra.

Anuncios

Ecología y Medio Ambiente

| |

gusanos-plástico-portada

Anuncios

En Stanford se llevó a cabo una investigación en donde se puso de manifiesto que los gusanos de la harina tienen la capacidad de transformar el 50% del plástico en dióxido de carbono y lo que sobra de eso, en desechos que se pueden utilizar como fertilizantes de la tierra.

En la tierra todos los años se producen más de 280 millones de toneladas de plástico y de todo eso el 10% va a parar al mar. En general el material plástico se recicla poco, en el caso de Estados Unidos solamente el 10% se recicla y lo terrible de eso, es que este material se demora más de cien años en desintegrarse, por esa razón siempre ha sido la lucha de los ecologistas el encontrar la forma de eliminarlo del medio ambiente.

Por ello, en la actualidad el reciclaje es un tema fundamental que forma parte de la educación preescolar por decreto del ministerio, un asunto importante que se revisa en las empresas y algo que siempre se encuentra en las promesas de campañas políticas en los últimos tiempos. A pesar de que se ha conseguido crear un poco más de conciencia en relación al tema, todavía queda bastante que hacer.

La buena noticia es que no estamos tan lejos de encontrar una solución para la contaminación que provoca el material plástico, ya que un equipo de la prestigiosa Universidad de Standford hace varios años ya está llevando una investigación acerca de cómo se puede acelerar la desintegración de este material. Hace poco se presentaron los resultados de un estudio, donde publicaron los resultados en la revista Environmental Science and Technology, comprobando que el gusano de la harina, cuya especias es bastante común, se puede alimentar de espuma de poliestireno, un plástico que no es biodegradable.

Lo aseguran los científicos es que se pudo observar que estas larvas iban transformando el 50% de la espuma de la que se alientan, en dióxido de carbono y el otro 50% lo excretaban como fragmentos biodegradables, además el que los gusanos comieran plástico no les afectaba su salud, por lo tanto en el experimento ellos pudieron vivir perfectamente consumiendo este material.

Se utilizó cien gusanos para el experimento, los que comieron entre 34 y 39 miligramos de espuma de poliestireno diariamente, donde cerca de la mitad se convirtió en dióxido de carbono como cualquier otro cosa que coman. Y como si eso fuera poco, los excrementos que producen se podrían utilizar como fertilizante para el cultivo de la tierra.

El gusano de la harina tiene la capacidad de biodegradar el poliestireno mediante su sistema digestivo rápidamente y de manera segura. Es por ello que el grupo de científicos que está a cargo de la investigación, está estudiando la manera en que procesan el plástico las bacterias que están en el estómago de los gusanos, información que será útil para conocer y gestionar de forma adecuada estos residuos y finalmente reducir la contaminación que produce este material.

De acuerdo con los que llevan a cabo el estudio, esta es la primera vez que se consiguen pruebas con alto detalle de la degradación ocasionada por bacterias al plástico en el intestino de algún animal. Ahora lo que desean averiguar es si los mismos gusanos tienen la capacidad de biodegradar otros tipos de plásticos.

Este es un gran descubrimiento, puesto que el medio ambiente está cada vez más contaminado con residuos plásticos y sería la solución a toda esa contaminación, tal como señaló el líder del estudio, Wei Min Wu, “nuestros resultados han abierto una nueva puerta para resolver el problema mundial de la contaminación del plástico”.

 

F: El Definido

Anuncios